El auge de la mujer inversora y emprendedora en España

La cifra de inversión procedente de Venture Capital a nivel global en 2018 se situó en 254.000 millones de dólares, según el informe Venture Pulse 2018 de KMPG, suponiendo un incremento del 46% respecto al año 2017 donde se cifró en 174.000 millones. Este aumento es una buena noticia para el ecosistema emprendedor, y permite vislumbrar la importancia que la inversión en startups está alcanzando a nivel mundial. Desde Faraday Venture Partners nos gustaría profundizar en cuál ha sido el papel de la mujer tanto desde el punto de vista inversor como desde la perspectiva emprendedora.

.

El panorama inversor femenino

Son numerosos los artículos y estudios que analizan la inversión en capital riesgo haciendo una división en función del perfil y del patrimonio del inversor. Sin embargo, no suelen desglosar dicha inversión en función del género del inversor.

Parece que la incorporación de las mujeres al total de inversores en Venture capital no termina de despegar en España, suponiendo solo el 8% del total de inversores en 2017, según el informe La inversión en startups: actividad y tendencies de la Asociación Española de Business Angels (AEBAN), lo que representa un porcentaje incluso menor al observado durante 2016, donde se situó en un 9%.

Recientemente se están desarrollando iniciativas de distinta índole que tienen como objetivo fomentar la inversión femenina en startups. Encontramos diversos proyectos tales como asociaciones de directivas inversoras en proyectos emprendedores femeninos de base tecnológica como “Woman Angels for Steam” y redes privadas de Business Angels para mujeres en España como SWAN de Seed&Click, entre otros.

.

El papel de la mujer en las Startups

El porcentaje de mujeres fundadoras de startups en España en 2018 alcanzó el 22% frente a un 78% lideradas por hombres, lo que supuso un incremento respecto al 18% alcanzado en 2017, según datos del informe Mapa del emprendimiento 2018, elaborado por la Organización del South Summit, cifras en línea con los datos de áreas geográficas como Europa y Latinoamérica, que exhiben porcentajes de mujeres emprendedoras del 24% y 33%, respectivamente. Por lo que parece que la necesidad de fomentar el emprendimiento femenino no es una asignatura pendiente exclusivamente en España.

Si atendemos a los datos presentados en el informe de Why Women-Owned Startups Are a Better Bet presentado por The Boston Consulting Group, las startups lideradas por mujeres tienen menor índice de fracaso, exhibiendo tasas de fracaso del 22% frente al 52% de los proyectos impulsados por hombres (según un estudio realizado a 350 compañías, 258 fundadas por hombres y 92 por mujeres). Sin embargo, a pesar del mejor performance por parte de las empresas fundadas por mujeres, tal como desvela el citado informe, las propuestas de mujeres reciben menos financiación que las fundadas por hombres. En efecto, las mujeres emprendedoras están sujetas a un mayor número de rechazos que los hombres durante las presentaciones, debido en parte a que las mujeres suelen realizar suposiciones más realistas en sus planes comerciales, mientras que los hombres tienden a ser atrevidos y arriesgados.

.

Para terminar… ¿dónde nos situamos nosotros?

Lo primero- y más ilusionante- es que cada vez deciden incorporarse una mayor proporción de nuevas socias. Este año pasado, ha habido 7 nuevas socias; lo que representa un incremento del 100% del número de socias con respecto al año anterior. Además, co-invertimos con fondos apoyando proyectos emprendedores femeninos, como MissTipsi o Dietox.

Desde nuestra perspectiva, debemos fomentar entre todos el papel de la mujer en el mundo empresarial y apostar por la creación de nuevas redes profesionales en las que la figura emprendedora e inversora tenga las mismas oportunidades, con el fin de conseguir un ecosistema donde haya un enriquecimiento mutuo.

No podemos esperar a que la incorporación femenina obtenga un mayor peso en el entorno emprendedor, por lo que animamos a más mujeres a lanzarse a este apasionante mundo desde ambos lados de la mesa. Nos gustaría concluir con la frase de Lynda Barry – autora y profesora estadounidense- dijo que esperes lo inesperado, y cuando sea posible, seas lo inesperado. ¡Emprendamos un camino juntos!

David Monterrubio y Leyre Marazuela

Investment Analysts